Contacta con nosotros: 954 280 198 • info@clinicabernaldez.com

Educar en Emociones a los Hijos

Educar en Emociones a los Hijos
25 Enero, 2015 SportMe Medical Center
Psicologia-SPORTME

Psicologia-SPORTME

Educar en Emociones a los Hijos
No es nada nuevo que, cuando nacen nuestros hijos, instauramos en nuestro comportamiento, por defecto, un rol de padre o madre, caracterizado en su mayorí­a, en cubrir sus necesidades básicas y de cuidado fí­sico, pero también tenemos que tener presente el Educar en Emociones, a los Hijos.

A medida que crecen vamos aportándoles todo aquello que creemos es necesario para su desarrollo, con el objetivo éltimo de evitar daños a nuestros maravillosos retoños. De esta manera, comenzamos a comprar dispositivos eléctricos para estar 24 horas alerta de lo que les pueda suceder; ponemos barrotes en los extremos de las escaleras; intentamos que no se caigan cuando montan en bicicletas; que no cojan objetos con los que puedan arañarse o pincharse; quitamos todos los productos de limpieza que puedan estar a la vista; les vamos comprando sillas adaptables para el coche tal como van creciendo”¦ y un sinfí­n de casos que ejemplifican, en una éltima instancia, lo que es la prevención fí­sica de nuestros hijos.

Sin embargo, aén hay muchos padres que se limitan a eso, a la integridad fí­sica, pero olvidan Educar en Emociones. a los Hijos, porque…
•¿qué ocurre con los daños emocionales?, •¿es necesario hacer prevención emocional?, •¿cómo prevenimos y qué consecuencias tiene hacerlo?

En los niños, las emociones, al igual que su desarrollo personal, social y cognitivo, dependerá de la influencia socio-familiar, por lo que a mayor consideración y formación al respecto, mayor capacidad de “educar en emociones” y por tanto, en “salud emocional”. Es cierto que existen
determinados factores neurobiológicos que determinan de alguna manera la expresión de ciertas patologí­as, pero mientras antes eduquemos y formemos en emociones, construiremos a hijos menos vulnerables a trastornos del estado de ánimo, alimenticios, de conducta, adicciones,
bajo rendimiento escolar, timidez y otros muchos problemas. Psicologia-SPORTME2

Por estos motivos, cabe preguntarse: •¿Qué podemos enseñarles a nuestros hijos?

  • Identificar las emociones que vamos experimentando, así­ como la de los otros.
  • Sentir sin miedo al sufrimiento. La tristeza, el llanto y la vergí¼enza son tan necesarias como la risa, la alegrí­a y el amor.
  • Autorregular las emociones, es decir, elaborar estrategias para el control emocional que satisfaga las demandas del medio.
  • Autorregular las emociones, es decir, elaborar estrategias para el control emocional que satisfaga las demandas del medio.
  • Expresar de manera adecuada las emociones, sin reprimir ni evadirse de las mismas.

•¿Cómo lo podemos hacer?

  1. Comunicación abierta padres-hijos sobre las emociones. Enséñales a detectar las emociones de cada momento.
  2. Apórtales vocabulario para expresar las emociones y sentimientos.
  3. Escucha y aprueba las emociones que sienten, sin crí­ticas ni reprimendas.
  4. Ayédales a relacionar el estado corporal con la emoción que experimentan.
  5. Ayédales a relacionar el estado corporal con la emoción que experimentan.Psicologia-SPORTME3

•¿Qué consecuencias tiene todo ello?

  • Inteligencia intrapersonal, es decir, la habilidad de conocerse, controlarse y motivarse por sí­ sólo.
  • Inteligencia interpersonal, esto es, capacidad para empatizar y relacionarse con los demás.
  • Mayor autoestima y aumento de la capacidad para resolver problemas.

Y en definitiva”¦ •¡SENTIMIENTOS DE FELICIDAD!
En SPORTME, CLíNICA BERNÁLDEZ, seguimos trabajando para atender de manera integral a
las personas, y ayudaros a mejorar tu calidad de vida y la de los tuyos.

Más información en nuestro Facebook

Comments (0)

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*